Por: Stephanía González

El fin de semana -del 9 al 11 de junio- se jugó la serie número 21, donde los emplumados verdes viajaron a Cancún para enfrentarse a los Tigres de Quintana Roo.

Este encuentro era importante para ambas novenas: conseguir -en el caso de los visitantes-  o mantener -en el caso de los locales- el subliderato de la Zona Sur de la Liga Mexicana de Béisbol (LMB).

El primer juego de la serie se llevó a cabo el viernes y la victoria fue para Pericos, donde la pizarra finalizó 10-5.

En este encuentro se destacó la ofensiva de Alberto Carreón y Endy Chávez -quien realizó su tercer homerun de la campaña-.

El segundo juego fue el sábado y nuevamente Pericos se llevó el triunfo por pizarra 8-6.

En esta ocasión resaltaron las actuaciones de los peloteros Endy Chávez y Jesús Arredondo, quienes se combinaron para fabricar seis carreras: Chávez que con su hit y su homerun produjo tres carreras y Jesús Arredondo, quien pegó su sexto cuadrangular de la temporada para remolcar tres careras.

Las 8 carreras hechas por los verdes se realizaron en los innings 4 y 5; en la cuarta entrada se marcaron seis y en la siguiente las dos restantes.

El tercer encuentro se jugó el domingo, donde los locales ganaron 6-3.

En este encuentro destacaron los peloteros locales: Kameron Loe, quien fue el pitcher a lo largo de ocho entradas y Ramón Ramírez, siendo el que impulsó tres carreras, con par de cuadrangulares, para darle el triunfo a su equipo.

Con estas dos victorias, los emplumados se llevan la serie, además de que ganan el subliderato de la Zona Sur con 30 victorias, dejando así en el tercer puesto a los Tigres con 28.

Pericos regresa a casa, Estadio Hermanos Serdán, para medirse a los Guerreros de Oaxaca y, de esta forma, cerrar la primera vuelta del calendario de la Liga Mexicana de Beisbol.