Por: Stephanía González

Hoy por la mañana, la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) informó que investigará a Ticketmaster sobre el mecanismo de venta para acudir al partido entre Raiders vs. Patriots en el Estadio Azteca el 19 de noviembre.

Mediante un comunicado, PROFECO declaró que responde a los cientos de críticas de usuarios en redes sociales que denunciaron la imposibilidad para adquirir los códigos y, por supuesto, las compras; además de la existencia de sitios de reventa:

«La Procuradurí­a Federal del Consumidor emitió un requerimiento de información a la empresa Venta de Boletos por Computadora S.A. de C.V., mejor conocida como Ticketmaster México, para que brinde información respecto a la venta de boletos para el juego de fútbol americano que sostendrán los equipos Patriots y Raiders, de la National Football League (NFL), el domingo 19 de noviembre de 2017 en el Estadio Azteca».

«Ante esta situación, la Subprocuraduría de Verificación notificó este jueves a la empresa, con sede en la Ciudad de México, para que en un plano no mayor a 5 días hábiles proporcione la información solicitada».

«La Procuraduría Federal del Consumidor tiene facultades para verificar, a través de visitas, requerimientos de información o documentación, monitoreos o por cualquier otro medio, el cumplimiento de la Ley Federal de Protección al Consumidor y las Normas Oficiales Mexicanas que le resulten aplicables a los productos, bienes o servicios, para promover y proteger a los consumidores».

Por otro lado, la NFL, a través del vicepresidente de comunicaciones Michael Signora, reconoció que existieron problemas técnicos para la compra de entradas, pero que trabajarán para resolverlos y así­ limitar la reventa.