A 40 minutos del centro de Zacatlán se encuentra este valle que ocupa una superficie de cuatro kilómetros cuadrados, adornado por sus piedras monumentales que parecen superpuestas. Tienen una antigüedad 65 millones de años de edad, sus figuras se han formado por la actividad volcánica, reacciones químicas y agentes atmosféricos como la lluvia, el viento, el sol y la humedad. Es posible acampar en el lugar.

Este valle ofrece el espectáculo imponente de un conjunto de gigantescas formaciones rocosas, en muchas de las cuales las posiciones de las grandes rocas parecen inexplicables y sus equilibrios incomprensibles.

Un sitio recomendable para la práctica de caminata, rappel, tirolesa y bici de montaña, tambien cuenta con áreas de acampado.

En Piedras Encimadas podrás disfrutar plenamente de la naturaleza, montar a caballo y recorrer la inmensidad de la zona, gozar del capricho de las formaciones rocosas testigos del paso de frío a calor y de sol a niebla…

Encontrarás en el lugar una pequeña plaza gastronómica donde ofrecen tlacoyos de frijol y alberjón, nopales asados, carne a las brasas, barbacoa, mixiotes, caldos ,etc.

Para llegar desde Puebla una opción cómoda es tomar la autopista de cuota 150 y seguir la desviación a Tlaxcala (autopista de cuota 117), pasando la ciudad, tomar carretera fed. 119 rumbo a Apizaco el camino lo llevará hasta Zacatlán, pasando por Tlaxco. Al llegar a Zacatlán deberá accesar a la carretera estatal 119 hacia Huauchinango; tras recorrer 20 Km se halla una desviación de terracería de diez kilómetros que lo conducirá a Camotepec y que desemboca en el Valle.

Distancia aproximada 164 km de la capital poblana.

En Zacatlán.Para llegar en sistema de transporte público, puede localizar la Base El Pocito de Tlachica, donde parten microbuses hacia el Valle de Piedras Encimadas.