En la capital poblana se encuentran 3 mil 500 de los 12 mil monumentos históricos que tiene la entidad y solo existen 32 especialistas en restauración, lo que representa un déficit importante para atender el mantenimiento de todos los inmuebles, indicaron autoridades del INAH y la Secretaría de Cultura al anunciar el segundo foro de Innovación, Reestructuración y Conservación del Patrimonio, que se realizará el 18 y 19 de abril.

En conferencia de prensa, el Secretario de Cultura y la Coordinadora de la Maestría en Conservación del Patrimonio Edificado de la BUAP, Sergio Vergara Berdejo y Carmina Fernández de Lara, respectivamente, indicaron que ha habido un aumento en el número de personas capacitadas para intervenir en el mantenimiento o restauración de los edificios históricos; sin embargo, la cifra todavía es insuficiente porque lo ideal sería que cada inmueble tuviera a un responsable de su conservación.

El titular de la Secretaría de Cultura explicó que ahora la entidad cuenta con más especialistas porque las universidades han diseñado nuevos programas de estudio y formado a unas 100 personas en este ámbito, mientras que de la escuela taller de capacitación en restauración han egresado 400 personas.

“Desde el 99 no teníamos especialistas, entonces teníamos que empezar a reconocer un poco la estructura de los edificios (…) Los únicos especialistas que había eran los del INAH, pero ahora ya hay un poco más de 100 especialistas por parte de las universidades y son reconocidos por el INAH, en la normativa que pide debe haber especialista en restauración, antes no se usaba ahora si se hace porque ya no nada más se interviene el edificio, se hace un gran proyecto del edificio”, dijo.

Señaló que también se ha avanzado en la certificación de las empresas que intervienen para restaurar monumentos históricos, ya que actualmente hay un padrón de 56 que cumplen con la acreditación para participar en este tipo de obras.

Especialistas debatirán sobre conservación del patrimonio

Durante el segundo foro “Innovación, Reestructuración y Conservación del Patrimonio”, que se realizará el 18 y 19 de abril en un formato híbrido, especialistas debatirán sobre el futuro para la restauración y mantenimiento de los monumentos históricos.

Intervendrán expertos de Italia y Argentina, además de la arquidiócesis de la Ciudad de México con una conferencia sobre la gestión de templos dañados por el sismo en aquella entidad y concluirá con un panel de análisis sobre la integración de planes de reconstrucción y proyectos de conservación.

Otros ponentes serán el director general del INAH, Diego Prieto Hernández; la coordinadora nacional de antropología del instituto, Paloma Bonfil y el director de Sitios y Monumentos del Patrimonio Cultural de la Secretaría de Cultura federal, Arturo Balandrano.

Para participar, es necesario realizar la inscripción a través de la página www.cmicpuebla.org/forointernacional, para después recibir la confirmación a través de correo electrónico con toda la información para ingresar a los seminarios web.

El delegado del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), Manuel Villarruel, destacó que las conclusiones del primer foro fueron que el trabajo de conservación debe realizarse de manera integral e interdisciplinaria, motivo por el que el próximo encuentro representa una oportunidad para seguir avanzando en este sentido.PUBLICIDAD

El segundo foro internacional es organizado por el INAH, la Secretaría de Cultura, la Benemérita Universidad Autónoma del Estado de Puebla y la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC).

INVESTIGARÁ INAH LOCERÍA ZAYAS

El Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) inició un proceso administrativo para determinar el daño y sanciones que amerita la intervención, sin permiso, que un particular realizó en la antigua Locería Zayas, ubicada en la 10 poniente 710, informó el delegado en Puebla, Manuel Villarruel Vázquez.

En entrevista con medios de comunicación, señaló que el instituto, al igual que la Gerencia del Centro Histórico, acudió al lugar para ordenar la suspensión de los trabajos y comenzó la revisión del proyecto que se pretende realizar en la antigua fábrica de talavera, ya que a partir de ello se determinarán las sanciones para el particular y si obtendrá o no autorización para seguir interviniendo el inmueble.

Fue la semana pasada cuando el grupo “Puebla antigua”, dedicado a la divulgación de la historia de la ciudad, denunció a través de redes sociales que se estaban realizando trabajos de demolición al interior del inmueble, incluso compartió un video en el que se aprecia la intervención de maquinaria pesada.

La denuncia fue acompañada de una breve semblanza del valor histórico del inmueble, ya que fue una de las fábricas de Talavera que logró sobrevivir y funcionar hasta el siglo XX y alojaba varias piezas monumentales en su interior, ya que hasta 1929 en ella se producían tibones con características únicas en el mundo.

El delegado del INAH señaló que el instituto está a favor de cualquier intervención que permita preservar el patrimonio histórico, siempre y cuando se haga apegada a la normativa, por lo que como primer paso han requerido al particular para que informe si cuenta con un proyecto ejecutivo de intervención a fin de analizarlo y determinar si es factible.

“Es parte del procedimiento administrativo, nosotros hacemos una inspección, falta que nuestros especialistas dictaminen el estado real del monumento, con base en eso se evalúa el proyecto y se hace un procedimiento también crítico, en donde el particular viene a una sesión de audiencia donde presenta documentos que a su favor le convengan o que puedan precisar la pertinencia de la intervención y ese es un camino de ida en vuelta de todas las sesiones de trabajo”, explicó.

Villarruel señaló que primero se evalúa que tanto se alteraron o modificaron los valores patrimoniales a partir de la intervención y si el proyecto sigue los principios de conservación para continuar, ya que, en caso contrario, no se regulariza la situación de las obras y se aplican otras medidas precautorias para proteger el inmueble.

“Lo que nosotros hacemos es hacer una evaluación de la cartografía antigua, tenemos nuestro catálogo de monumentos, entonces a veces podemos comparar si hay muros que en el documento existían y que ahorita no están o cubiertas que pudieron haber desaparecido, entonces con base en eso se puede tomar alguna determinación, yo creo que por ahora no lo podemos hacer”, acotó.

Invertirá INAH mil 400 mdp para terminar de reparar daños del sismo

En otro orden de ideas, el delegado del INAH dio a conocer que se invertirán mil 400 millones de pesos para terminar de reparar los monumentos históricos que fueron afectados por el sismo de 2017, ya que actualmente hay un avance del 62 por ciento en los trabajos y el programa de reconstrucción tiene como meta concluirlos en 2023.

Sin dar mayores detalles refirió que “se están destinando recursos especiales y se tienen programadas obras en este y el próximo año para concluir”, ya que los faltantes están en distintos municipios y regiones del estado, sobre todo en Izúcar de Matamoros, la Sierras Sur y Norte.